Forrest Gump o la fuerza de voluntad

8 OCTUBRE 2015

Hoy me quiero remontar a un 23 de septiembre de 1994, día en que la película “Forrest Gump” se estrenó en las salas de cine españolas. Este film es tremendamente conocido por su sensible banda sonora, sus míticas frases –“¡Corre Forrest, corre!”, “Tonto es el que dice tonterías” o “Una promesa, es una promesa”– y su mensaje, del cual os quiero hablar en este post.

Forrest Gump es una comedia dramática basada en la novela homónima de Winston Groom, que fue escrita por Eric Roth y dirigida por Robert Zemeckis. Se centra en la vida de Forrest Gump (interpretado por Tom Hanks), un hombre que padece un cierto retraso mental desde que era pequeño. Gracias a su fuerza de voluntad, su discapacidad no es un impedimento para vivir en primera persona importantes acontecimientos que rodearon a Estados Unidos, su país, durante el siglo XX. A pesar de sufrir burlas en su niñez por su deficiencia y por llevar unos aparatos ortopédicos en las piernas, tras mucho esfuerzo, se convierte en deportista de élite, triunfa en el ejército y es un empresario de éxito.

Como podéis ver, el film es un ejemplo de cómo asumir una diferencia y de cómo utilizar la fuerza de voluntad como herramienta para alcanzar tus objetivos. Forrest se enfrentó a muchos obstáculos desde pequeño, pero les hizo frente con su tenacidad.

Aunque la actitud del protagonista es muy meritoria, también me gustaría mencionar a todas aquellas personas que pasaron por su vida y que, en mayor o menor medida, le apoyaron y ayudaron: su madre, su amigo Bubba, su teniente Dan Taylor, su hijo Forrest y Jenny (interpretada por Robin Wright), su amor verdadero. Con ella aprendió a amar de verdad y engrandeció aún más su buen corazón. Tanto esta trama como una frase que pronuncia Gump durante la película, resaltan lo que todos sabemos: que no importa como seamos físicamente sino que lo fundamental es el interior de las personas.

Frase amor

Forrest Gump es, sobre todo, voluntad y esfuerzo; valores que transmite el film durante sus más de dos horas de duración. Me gusta especialmente del film que el protagonista detecta ventajas en su discapacidad y las aprovecha y potencia al máximo, tanto en beneficio propio como para ayudar a los que le rodean.

Esta bonita historia fue un éxito entre el público y la crítica. Por una parte se convirtió en la película más taquillera de 1994 en Norteamérica y, por otra parte, cosechó infinitas nominaciones y fue galardonada con importantes premios, entre los que caben destacar 6 Oscars (mejor película, mejor director, mejor actor, mejor guión adaptado, mejor montaje y mejores efectos visuales), 3 Globos de Oro (mejor película dramática, mejor director y mejor actor de drama), 1 BAFTA (mejores efectos visuales) o 1 premio del Sindicato de Actores (mejor actor protagonista). Asimismo, en 2011 fue seleccionada por la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos para ser preservada en el Registro Nacional de Cine por sus innovaciones técnicas, su repercusión y por la manera de mostrar la enfermedad.

Para acabar, me gustaría destacar una conocida frase de la película que resumen muy bien lo que es la vida y que me sirve para volver a repetir que siempre hay que sacar el lado positivo de las cosas, incluso de las desgracias, y disfrutar de las pequeñas cosas.

Frase bombones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ofrece siempre tu mejor versión
RESERVA TU CONFERENCIA